De vacaciones a la playa, ¡cuidado con las infecciones!

De vacaciones a la playa, ¡cuidado con las infecciones!

Las personas que se bañan en playas subtropicales, pueden estar expuestas a un mayor riesgo de enfermedades infecciosas, de acuerdo con un nuevo estudio de la Universidad de Miami.

La investigación, que duró cerca de un año, sugiere que los bañistas están expuestos a enfermedades gastrointestinales y respiratorias, problemas de la piel e infecciones de los ojos y oídos en este tipo de playas, aun cuando no tienen alguna fuente de contaminación directa.

“Hemos encontrado que aún las playas en áreas subtropicales que no tienen fuente de contaminación de aguas residuales las personas, especialmente aquellas con un sistema inmunológico débil, tienen posibilidades de estar expuestas a enfermedades”, dijo Lora Fleming, co-directora del Centro de Océanos y Salud Humana (OHH, por sus siglas en inglés) de la Universidad de Miami y una de las autoras del estudio.La investigación, denominada Beach Environmental Assessment and Characterization Human Exposure Studiy (B.E.A.C.H.E.S.) y que fue publicada en la última edición de The International Journal of Epidemiology, reclutó a mil 300 voluntarios a los que dividió en dos grupos: uno que debía bañarse en el mar y otro que debía permanecer fuera del agua, para luego dar seguimiento de su condición.

El estudio se llevó a cabo en una concurrida playa del sur de la Florida y encontró que quienes se bañaron tuvieron 1.76 veces más posibilidades de reportar enfermedades gastrointestinales y 4.46 veces más de reportar enfermedades respiratorias y fiebre.

Asimismo, entre los voluntarios que ingresaron al agua, las posibilidades de experimentar enfermedades de la piel fué hasta seis veces más alta que entre aquellos que permanecieron fuera del agua.

“Tradicionalmente las enfermedades que se adquieren en el agua son las enfermedades gastrointestinales, pero en este caso también encontramos un aumento de enfermedades respiratorias y problemas en la piel”, explicó la experta.

De acuerdo con las investigadoras, la presencia de microbios que transmiten estas enfermedades puede estar ligada a la temperatura del agua y otros factores como corrientes marinas, lluvias y otros factores ambientales.

Además de quienes tienen sistemas inmunológicos debilitados y las personas mayores, Fleming destacó que los niños constituyen otro de los grupos de mayor riesgo.

“Los niños están en mayor riesgo de contraer enfermedades, no porque tuvieran un sistema inmunológico débil sino por su comportamiento, ya que es más probable que sumerjan la cabeza dentro del agua, coman arena y pongan sus manos en la boca”, señaló la investigadora.

Pese a que Fleming señaló que la mayoría de las playas son seguras, destacó la importancia de tomar algunas medidas de precaución cuando se los bañistas disfrutan del mar.

“Florida entre otros estados tiene un sistema de playas saludables que observan de cerca el agua de las playas y las cierran cuando los niveles de contaminación son altos”, indicó la investigadora.

Fleming recomienda:

  • Evitar llenar la boca con agua de mar o tragarla para disminuir el riesgo de contagio de enfermedades.
  • Poner en práctica medidas de higiene básicas antes de ingresar al agua, como ducharse antes y después de salir del mar.
  • Lavarse las manos antes de comer si se ha estado dentro del mar, es otra de las recomendaciones de la investigadora.
  • No bañarse en el mar si se padece de diarrea, síntomas de resfrío o se tienen heridas abiertas.

Noticia via Cronica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *