Masaje Energético

Masaje Energético

MASAJE ENERGÉTICO

El masaje energético se sostén en los fundamentos de la medicina china tradicional. La energía propia del organismo fluye mediante canales llamados meridianos. Durante estos existen puntos concretos de acupuntura que representan reservorios energéticos.

masaje energetico

masaje energético

El masaje energético se da en todo el cuerpo, desde los pies hasta la cabeza empleando aceites esenciales, con la ayuda de las terapias naturales como aromaterapia y la musicoterapia. A lo largo de este masaje se genera una armonización entre el cuerpo físico y el cuerpo energético, aportando una sensación de equilibrio, calmo, calma y paz, devolviéndonos la capacidad natural para regenerarnos y sanarnos a nosotros mismos.

Conforme con los fundamentos de la medicina china, las enfermedades son productos de desequilibrios y bloqueos en estos flujos. El masaje energético consiste puesto que, en la compresión directa sobre puntos de acupuntura. Al trabajar sobre esas áreas, estimulamos el flujo sanguíneo, la circulación linfática, el sistema inquieto, la producción hormonal y la respuesta inmunitaria.

Por otro lado es recomendable realizarse un test de intolerancia alimentaria pues la ingesta de un determinado comestible puede provocar en el organismo una reacción inopinada. Una hipersensibilidad alimenticia que puede manifestarse de 2 maneras:

Alergia alimenticia, que se genera cuando uno o bien más comestibles afectan al sistema inmunológico, haciendo que este se active con el alérgeno causante que provoca reacciones en el sistema (picor, tos, trastornos respiratorios, etcétera). Cuando se genera una alergia, debe eliminarse el comestible del cuerpo.

Intolerancia alimenticia. Es un género de hipersensibilidad no alérgica, en la que pueden estar implicados tanto mecanismos inmunológicos, tóxicos, enzimáticos o bien sicológicos, entre otros muchos, y que afecta al metabolismo.

La intolerancia alimenticia se genera cuando el cuerpo no es capaz de digerir adecuadamente un comestible o bien uno de sus componentes. A nivel intestinal, el sistema inmune debe discriminar entre aquellos antígenos que son dañinos y aquellos que son ventajosos para el organismo. Sin embargo, una sensibilización inadecuada favorece la generación de anticuerpos en frente de las proteínas de los comestibles o bien la vegetación intestinal comensal. Esto podría conducir a enfermedades crónicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *